Gazpacho de pepino y manzana


¡Buenas! Empieza por fin la nueva temporada de Cocina con Angi. ¡Qué ganas tenía! De verdad no me puedo creer que hayan pasado 5 meses desde la última publicación. ¡Increíble! La desconexión no fue algo premeditado pero ha venido así. No puedo prometer que después de este gazpacho de pepino y manzana las recetas vayan a sucederse de una manera continua, pero al menos lo voy a intentar. Mi vida está parcelada y el blog es una parcela más con la que disfruto. 


Como veis sigo con recetas frescas, sanas y fáciles y es que aquí en el Levante español las temperaturas son de verano total y me apetece comer fresco, sano y no complicarme demasiado. Por eso esta receta de gazpacho de pepino y manzana lo borda. Salir del trabajo, comer algo así y directa a la playa. ¡Un lujo sin duda! He acompañado mi gazpacho con el cocktail de picatostes Esgir que son sin gluten y venían en mi última caja Degustabox. Si también vosotros queréis recibirla en casa con el siguiente código FRUWM os costará 9,99€ (gastos de envío incluidos). 



INGREDIENTES
(para 4  raciones)

4 pepinos
2 manzanas Golden
1 diente de ajo
1 chorrito de vinagre de manzana
1 aceite de oliva virgen extra
sal
picatostes singluten cocktail Esgir (opcional para acompañar)

ELABORACIÓN
(tradicional)
  • Pelamos y despuntamos los pepinos. Los cortamos a trozos grandes y reservamos.
  • Pelamos el ajo y le retiramos el germen. Reservamos.
  • Pelamos y descorazonamos las manazanas. Las cortamos a trozos y las ponemos en el vaso de la batidora junto con el resto de ingredientes. Podéis añadir el agua suficiente para que quede el espesor que a vosotros os gusta. Trituramos hasta que adquiera la consistencia deseada.
  • Servimos bien fresquito y con los picatostes para acompañar.
(Thermomix)
  • Pelamos y despuntamos los pepinos. Los cortamos a trozos grandes y reservamos.
  • Pelamos el ajo y le retiramos el germen. Reservamos.
  • Pelamos y descorazonamos las manazanas. Las cortamos a trozos y las ponemos en el vaso de la Thermomix junto con el resto de ingredientes. Podéis añadir el agua suficiente para que quede el espesor que a vosotros os gusta. 
  • Trituramos 4 seg/ vel 5 y continuación programamos 1 minuto/vel progresiva 5-10.
  • Servimos bien fresquito y con los picatostes para acompañar.
La playa no sé si la tendréis cerca, pero los ingredientes de esta receta seguro que sí, así que manos a la receta. Sed felices,

Quiche Lorraine {sin gluten}


Por aquí sigo de vacaciones con algo más de tiempo para descansar y hacer cosas que me gustan como leer, deporte y cocinar entre otras. Y de entre los platos que me gusta preparar, sobre todo en esta época,  están las quiche como esta clásica Quiché Lorraine sin gluten que hoy publico.  Éste es un plato de la cocina francesa, en concreto de la región de Lorena.  Sin duda alguna la Quiche Lorraine es la más popular y la que más se come y yo que soy superfan de estos pasteles salados no podía dejar de prepararla. 




Reconozco que me encanta la quiche y por eso podéis encontrar varias en el blog (aquí) y es que son una muy buena opción para llevar a una comida al campo ahora que ya es época. Por eso cuando vi la   nata sin lactosa de Central Lechera Asturiana en mi caja Degustabox no tardé nada en decidir que haría una Quiché Lorraine para mi propio deleite. He sustituido el bacon por pavo pero la versión original es con panceta, así que en vuestras manos dejo la elección. 




INGREDIENTES
(molde 23 cm)

Para la masa:
1 lámina de hojaldre sin gluten o masa quebrada

Para el relleno:
125gr. de queso emmental y/o gouda cortado a dados
200 gr. de pavo cocido cortado a dados*
3 huevos
200ml de nata para cocinar 18% MG sin lactosa Central Lechera Asturiana
50ml de leche sin lactosa
sal
pimienta
nuez moscada
*normalmente se hace con bacon



ELABORACIÓN

  • Antes que nada horneamos nuestra masa en blanco (Para ver cómo hornear en blanco pinchad aquí ). Consiste en hornear la masa dentro del molde sin nada dentro. Descripción gráfica aquí. Para ello precalentamos el horno a 180º, forramos el molde con la masa, la pinchamos con un tenedor, la cubrimos de papel de aluminio y la horneamos durante 12-15 minutos. Reservamos.
  • Mientras en un bol batimos los huevos con la leche y la nata. A la mezcla le añadiremos sal, una pizca de pimienta y otra pizca de nuez moscada. 
  • Retiramos el papel de aluminio que cubre nuestra masa y esparcimos por dentro de la masa los dados de pavo y queso. Luego cubrimos con la mezcla de leche y huevos. Horneamos durante 25 minutos hasta que haya cuajado y la superficie esté dorada.
  • Servimos a temperatura ambiente con una ensaladita. ¡Rico, rico!



Disfrutad de las comidas con amigos y familia. Un saludo,

Arnadí {dulce típico valenciano}



Estamos sumidos de pleno en Semana Santa, unos de una manera más religiosa, otros más pagana, pero si algo tenemos en común es que a todos nos da por comer los platos y dulces típicos de esta época como son el potaje, las croquetas de bacalao o el arnadí que hoy os traigo.  El arnadí es un postre típico valenciano de origen árabe con base de calabazada y azúcar. A mi personalmente me encanta porque además este postre sí me lo puedo comer literalmente a cucharadas. Es muy típico de mi zona, La Safor, y aunque en otros lugares le añaden almendra molida y yemas aquí no es común añadir estas últimas. Así lo hace mi señora madre y así lo presento yo, con palillo incluido, pero es que me di cuenta cuando ya casi me lo estaba terminando y porque tropecé con él 😂.


Algunos de vosotros os habréis ido en busca del solecito, otros a la nieve, otros estaréis descansando, y seguro que a alguien le quedan días y tiempo para preparar este arnadí tan rico. Yo viajaré, descansaré y cocinaré por partes iguales. ¡Dentro receta!




INGREDIENTES
(para una cantidad maja)


2 kg. de calabaza (peso sin piel)*
1kg y 1/2 de azúcar (por cada kg unos 750g)
ralladura de un limón
1 cucharadita de canela en polvo
nueces y almendras crudas
* También se puede hacer mezclándolo con boniato.



ELABORACIÓN
  • Asamos o hervimos la calabaza sin piel ni pepitas. Cuando la tengamos lista la ponemos en el colador o similar para que suelte el líquido propio. La dejaremos escurrir unas 12 horas. Hacemos un puré con la pulpa. Reservamos.
  • En un cazo hondo ponemos el azúcar a fuego suave hasta conseguir el punto de caramelo. Incorporamos la calabaza y la cocinamos removiendo durante unos 15 minutos. 
  • Añadimos la ralladura del limón y la canela y cocemos durante 5 minutos más.
  • Repartimos entonces en cazuelas de barro y decoramos con las nueces y las almendras. 
  • Horneamos durante 30 minutos con aire sin que se doren mucho los frutos secos.
  • Dejamos enfriar y ¡disfrutamos a cucharada limpia!




Felices vacaciones. Disfrutad. Siempre.



Crema de hinojo y zanahoria



Es llegar marzo y ver el cielo tan azul nuestro y aquí en Valencia nos emocionamos, da igual que haga frío porque nosotros empezamos a quitarnos capas cual cebollas, nos apetece, más si cabe, tomarnos esa caña al aire libre. De repente queremos comer buñuelos, arnadí y cualquier cosa que nos recuerde a primavera, sacamos ninots (no tantos como debiéramos) a la calle a la espera de ser quemados y sobre todo, a muchos, les entran las ganas genuinas de la tierra de oler a pólvora. Sin embargo dentro de casa es otra historia, yo sigo con los platos de cuchara mientras pueda y hoy os traigo mi plato estrella de este invierno, esta crema de hinojo y zanahoria que para mi ha sido todo un descubrimiento. 



La receta es del blog Chez Silvia, sólo tenéis que echarle un vistazo al blog para entender que querréis hacer ésta y muchas recetas más. Mi aportación es que he hecho la crema vegana, a penas un par de cambios pero igual de rica, os lo aseguro.  Os animo a que hagáis esta crema de hinojo y zanahoria ahora que todavía queda invierno, no os arrepentiréis.



INGREDIENTES
(para 4-5 raciones)


1 cebolla
1 bulbo de hinojo fresco
5 zanahorias grandes
1 litro de caldo de verduras
150 ml de leche de arroz (u otra vegetal)
1 cucharadita de tomillo
aceite de oliva virgen extra
sal
sugerencias de toppings: picatostes, semillas de sésamo,
cebolla frita, queso batido.


ELABORACIÓN
tradicional
  • Pelamos la cebolla y la cortamos en juliana. Pelamos las zanahorias y las cortamos en rodajas. Lavamos el hinojo y le retiramos los filamentos y la primera capa si estuviese muy sucia y los picamos. Retiramos también el 'corazón' que suele estar más duro. Reservamos todo. 
  • En una olla grande ponemos un fondo de aceite y sofreímos en él la cebolla hasta que esté translúcida. Añadimos entonces el hinojo y sofreímos unos 6 ó 7 minutos más. 
  • A continuación añadimos las zanahorias,  el tomillo y el caldo y cocemos todo durante unos 25 minutos. Pasado este tiempo vertemos el vaso de leche vegetal, damos un par de vueltas y rectificamos de sal.
  • Cuando haya bajado un poco la temperatura, trituramos con la batidora. Servimos caliente con nuestros toppings preferidos.
Thermomix
  • Pelamos la cebolla y la cortamos en cuartos. Pelamos las zanahorias y las cortamos en rodajas. Lavamos el hinojo, le retiramos los filamentos y la primera capa si estuviese muy sucia y los picamos. Retiramos también el 'corazón' que suele estar más duro. Reservamos todo.  
  • Ponemos en el vaso de la TMX unos 20gr. de aceite y la cebolla que picaremos 3 seg /vel 5, a continuación programamos 7 minutos/ 100º / vel 1. Pasado el tiempo añadimos el hinojo y programamos otros  7 minutos /100ª/ vel 1
  • A continuación añadimos las zanahorias,  una pizca de sal, el tomillo y el caldo y cocemos todo durante unos 25 minutos/ temp Varoma /vel 1. Pasado este tiempo esperamos que baje un poco la temperatura, vertemos el vaso de leche vegetal y trituramos 1 minuto /vel prog 5-10. Rectificamos de sal.
  • Servimos caliente con nuestros toppings preferidos.

Disfrutad de marzo vosotr@s también. Un saludo,

Panna cotta de dulce de leche



A las puertas del fin de semana os traigo un pequeña y dulce bombita, panna cotta de dulce leche nada más y nada menos para endulzar el día y preparar estos días. Oye, que un postre rico y dulzón de vez en cuando no viene mal. Además suponemos que no nos lo vamos a comer nosotros todo, sino que lo vamos a compartir, con lo cual menos culpa. Yo lo que quería era compartir el dulce de leche porque últimamente me estoy aficionando a mezclarlo con el yogur natural y no es plan.


La panna cotta se puede hacer de tantos sabores como queramos (aquí tenéis otra idea y otra con fruta) y algo más ligera si añadimos leche o usamos una nata con menos materia grasa, pero ya que me ponía... La idea de utilizar el dulce de leche Chimbote se me ocurrió al ver el bote en mi última caja Degustabox, sí queréis también recibirla vosotr@s en vuestra casa con este código FRUWM os costará 9,99€ (gastos de envío incluidos) en vez de 14,99€.

La receta es simplona, rápida y resultona, un 3 en 1 para acabar una comida estupendamente. ¡Dentro receta!


INGREDIENTES
(para 8 raciones)


500ml de nata 35% materia grasa.
4 cucharadas de dulce de leche Chimbote
3 hojas de gelatina neutra 


ELABORACIÓN
  • Hidratamos las hojas de gelatina durante 7 minutos en un bol con agua fría.
  • En un cazo calentamos la nata y el dulce de leche a fuego lento y mezclamos bien. 
  • Escurrimos las hojas de gelatina y las incorporamos a la mezcla de nata, incorporamos bien y vertemos el líquido en los moldes o vasitos que vayamos a utilizar.
  • Refrigeramos un par de horas.

Feliz fin de semana,

Pasta con trigueros, champiñones y avellanas {sin gluten}


De nuevo traigo una receta bien fácil, para principiantes... Pasta con trigueros, champiñones y avellanas sin gluten. Y es que la pasta es el plato más socorrido, recurrente y solicitado de aquellos que hacen sus primeros pinitos en la cocina ya que no tiene mucho misterio. Aunque aún así conozco casos de esos de estudio que hasta hervir la pasta hacen medio mal... Pero hoy quiero llevar las hélices un poco más allá y que salgamos del clásico atún con tomate, elevemos este plato facilón un nivel más, hoy añadimos champiñones, espárragos y avellanas.


Porque no es lo mismo comer pasta con tomate, que comer pasta con trigueros, champiñones y avellanas que le darán un toque crujiente y además gratinadito y sin gluten. Si no tenéis problema con el gluten pues lo hacéis con la pasta que más os guste. 



Pues bueno, este plato tarda nada en prepararse y está muy rico. Así que espero que lo probéis y que os guste tanto como a mi.  Personalmente me gusta la pasta con un montón de combinaciones y sobre todo con lo que tengo a mano. En esta ocasión este fue el resultado y lo comparto con vosotr@s.



INGREDIENTES
(para 2 raciones)

200gr. de hélices sin gluten
200gr. de espárragos trigueros
150gr. de champiñones frescos
100gr. de tomate frito casero
1 puñado de avellanas tostadas
queso parmesano rallado
50gr. de pan rallado sin gluten Crunchy Crumbs Esgir
aceite de oliva virgen extra
sal



ELABORACIÓN
  • Hervimos la pasta en abundante agua salada siguiendo las instrucciones y tiempo del fabricante. Escurrimos y reservamos.
  • En una sartén calentamos un fondo de aceite y sofreímos los trigueros lavados y cortados previamente en trozos de unos 2 ó 3 cms. Cuando estén blanditos añadimos los champiñones laminados y sofreímos unos 4-5min. 
  • Cuando los espárragos y los champiñones estén dormidos añadimos el tomate y le damos un par de vueltas. Retiramos del fuego y añadimos las avellanas un poco picadas.
  • Mezclamos las verduras con la pasta y lo ponemos en una fuente de horno.
  • En un bol pequeño mezclamos el queso parmesano y el pan rallado sin gluten Esgir y espolvoreamos con ello la pasta. Gratinamos en el horno precalentado a 180º hasta que el queso y el pan estén doraditos y crujientes.

Feliz semana,

Guiso de garbanzos y hortalizas



Año nuevo, vida nueva y receta nueva, guiso de garbanzos y hortalizas para empezar el año bloguero de forma sana, ojetivo a cumplir el resto del año y de la vida. ¿Propósitos para el 2017? Algunos, bastantes, que pienso cumplir. A cambio sólo pido viajes, estar igual de viajera que el año anterior.



Con el 2017 también llegó el frío, que aquí se nos resiste a veces, así que un plato de estos garbanzos con acelgas y zanahorias os hará el día. Soy muy de cuchara y la verdad que uno de estos guisos me alegra la existencia. Y como quiero que también vosotros estéis existencialmente alegres os comparto la receta que es muy fácil. ¡A ello!




INGREDIENTES
(para 3-4 raciones)

2 dientes de ajo
1 cebolla
1 tomate
4 zanahorias
300gr. de acelgas frescas
300gr. de garbanzos ya cocidos
aceite de oliva virgen extra
sal
pimentón de la vera
cúrcuma
agua



ELABORACIÓN

  • Pelamos y picamos la cebolla y los ajos. Lavamos el resto de verduras. Picamos el tomate, pelamos y cortamos las zanahorias en rodajas y las acelgas en trozos (si son de bolsa ya no hace falta). Reservamos.
  • En una cazuela honda ponemos un fondo de aceite y los ajos picados y cuando estén doraditos añadimos la cebolla y dejamos pochar unos 5 minutos hasta que esté translúcida. 
  • Incorporamos entonces el tomate y sofreímos 3 - 4 minutos más. Luego añadimos las zanahorias cortadas con un poco de sal y una cucharadita de pimentón. Mezclamos bien para que se impregnen los sabores y rehogamos 5 minutos más.
  • Vertemos agua en la cazuela hasta cubrir el contenido más un poco más, ponemos las acelgas en la cazuela y tapamos un par de minutos. Cuando las acelgas hayan reducido su volumen incorporamos los garbanzos y un poco de cúrcuma, removemos y rectificamos de sal. Dejamos cocer unos 5-7 minutos más. 
  • ¡A comer!


Pues eso, que espero cocinar mucho para vosotros en este nuevo año. Feliz enero,