Crema de avellanas y cacao



Los productos, como las personas, me gustan naturales, sin aditivos, transparentes, con los ingredientes justos para que sean íntegros e integrales. Cero sucedáneos, que sean lo que deben ser. Así es esta crema de avellanas y cacao que he preparado para unirme a la iniciativa de Esther, ya que hoy la blogosfera se llenará de cremas de avellanas y cacao caseras. Cada una a su estilo pero con unos ingredientes que no van mucho más allá de las avellanas y el cacao, como debe ser. 


Vais a querer venir a merendar o desayunar a mi casa, lo sé... una cucharada en un yogur, en una tostada, por encima de un bizcocho o a cucharada limpia. Pero no desesperéis, prepararla en casa no os llevara más de 10 minutos, con un robot de cocina más o menos potente no querréis otra. Esta crema de avellanas y cacao mía en concreto no está muy dulce, pero de eso se trata, que sepa a avellanas, porque lo que no es lógico es que las que venden ya preparadas contengan tanto azúcar, ¡más de la mitad de su peso por cada 100gr.!

Así que si al igual que a mi no os van mucho los productos finales, os va lo natural y cuando queréis crema de avellanas queréis que contenga avellanas, pues a ello. Vuestro paladar y salud en general os lo agradecerán ;)




INGREDIENTES
(150 ml aprox)


125gr. de avellanas tostadas sin piel
10gr. de cacao puro desgrasado sin azúcar
 25gr. de panela u otro azúcar
15ml. de aceite de coco (u otro de sabor neutro)


ELABORACIÓN
  • Ponemos las avellanas en el robot de cocina y picamos durante 5 segundos. Añadimos el azúcar y volvemos a picar a intervalos de unos 20-30 segundos hasta que se forme una harina.
  • A continuación incorporamos el aceite y el cacao y seguimos moliendo hasta que la mezcla  esté totalmente cremosa. iremos moliendo a intervalos de tiempo para poder bajar los ingredientes que se hayan quedado por los laterales.
  • Si utilizamos Thermomix moleremos velocidad progresiva 5-10 durante 1 minuto y luego a intervalos de 1 minuto vel. 10 bajando los ingredientes de los laterales del vaso.


Siempre, siempre que podáis elegir optad por lo natural, en todos los sentidos. Besitos,