Helado de queso con arándanos

La mejor manera de acabar agosto y las vacaciones me parece que es con un helado, ya que para mí ha sido el postre del verano. Algo fresquito para el calor y dulce para endulzar el momento. Es mi última semana de vacaciones y al igual que much@s de vosotr@s el día 3  vuelvo al trabajo. Otr@s habréis vuelto a la rutina hoy así que ¡ánimo!

Han sido unas vacaciones tranquilas, en las que he tenido tiempo de descansar, disfrutar de mi querida playa, leer, viajar, correr, chiringuetear, salir, ver a la familia, a los amigos y todo ello ¡sin prisa! ... Pero, todavía me queda una semana de poder hacer todo esto así que os dejo la receta ¡y me voy!

INGREDIENTES
  • 250 gr. de queso tipo philadelphia
  • 275 gr. de arándanos y grosellas (o sólo arándanos)
  • 400 ml. de nata  para montar
  • 160 gr. de azúcar (si os gusta más dulce, ya sabéis)
  • 2 cucharadas de azúcar invertido 
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
ELABORACIÓN
24 horas antes de elaborarlo ponemos el recipiente de la heladera en el congelador*
- 4 horas antes preparamos la mezcla: 
  • En un cazo ponemos los arándanos y un poco de azúcar y calentamos a fuego medio. Dejad que suelten todo el juguito y ¡veréis que rico! Sacamos del fuego y lo dejamos enfriar un poco.
  • Ponemos en un bol la nata y la montamos, añadimos la leche, el resto de azúcar, el azúcar invertido y la vainilla. Incorporamos los arándanos. Mezclamos bien y lo ponemos en la nevera cuatro horas. 
  • Pasado este tiempo ponemos la mezcla en la heladera para que manteque.
Si no lo utilizáis todo o queréis que esté un poco más solido lo metéis en el congelador.
* Recordad que si no tenéis heladera también lo podéis hacer. Tan solo tenéis que poner la mezcla en el congelador  e ir removiéndola a intervalos de 20-25 minutos hasta que adquiera la consistencia que queréis.
¡Feliz semana y exprimid al máximo los días de vacaciones!
Angi

Vasitos duo de kiwi - sin azúcar-

Quería haber publicado ayer pero con esto de las vacaciones... a veces hay descontrol. Y es que hay que aprovechar los días de verano. Que cuando llega septiembre hay un par de días tormenta y ya no es lo mismo. Me encanta la playa, tengo la suerte de tenerla cerca todo el año, pero sin duda alguna cuando la disfruto más es en verano. Mis horas preferidas son las últimas de la tarde, podría decir que cierro la playa ;)

En plena ola de calor, tampoco se me ocurren muchos sitios donde estar... Total, que un buen postre para soportar las altas temperaturas es el que os traigo hoy. Este vasito de queso y kiwi hará las delicias de todos. Y sobre todo de quien lo cocina ya que  no tardaréis nada! Lo he hecho sin azúcar, no por light - no tienen ningún sentido  después de haberme comido tropecientos helados y otras tantas tartas este verano-, sino por dar alternativas a la gente que no puede tomar azúcar. A falta de azúcar buena es la stevia...

INGREDIENTES (4 vasitos)

  • 125 gr. de queso mascarpone
  • 1 yogur natural
  • 2 kiwis verdes 
  • 2 kiwis amarillos
  • 3 cucharadas de postre de stevia (o azúcar)
  •  unas gotitas de limón

ELABORACIÓN

  • Pelamos y trituramos con la batidora los kiwis verdes con unas gotitas de limón, reservamos y hacemos lo mismo con los kiwis amarillo.
  • En un bol mezclamos el yogur con la stevia y mezclamos bien, luego añadimos el mascarpone hasta tener una mezcla homogénea.
  • Finalmente Preparamos los vasitos. Ponemos en cada uno de ellos una capa de la mezcla de yogur y queso, una de kiwi verde, otra de la mezcla y acabamos con una de kiwis amarillos (como en las fotos, vaya).
Podéis hacerlos con cualquier otra fruta y además os los podéis desayunar y merendar también.

           ¡Que los disfrutéis!
       Angi

Tarta de queso e higos

Hoy estoy de estreno. Sí, como podéis ver estreno nuevo diseño, que además me encanta. Y todo gracias a Mai de Hierbas y Especias. Tiene un blog precioso y muy interesante. Desde aquí muchas gracias y un besito muuuuy grande.


Y para este estreno de lujo os traigo otro postre con fruta de temporada: los higos. Están en el mercado muy poco tiempo, por tanto hay que aprovechar.

Es una versión más de la tan versátil tarta de queso con esta fruta tan codiciada y efímera.

INGREDIENTES

  • 1 lámina de masa quebrada
  • 250 gr. de queso Burgos
  • 2 huevos
  • 200 ml. de leche condensada (yo desnatada)
  • 300 gr. de higos frescos
  • una pizca de sal

ELABORACIÓN

  • Precalentamos el horno a 175º.
  • Extendemos la masa en el molde y pinchamos la superficie con un tenedor, cubrimos completamente con papel de aluminio y horneamos durante 10 minutos.
  • En un bol batimos los huevos, el queso y la leche condensada; añadimos la pizca de sal.
  • Lavamos los higos y reservamos tres que luego utilizaremos para decorar. Picamos el resto y las añadimos a la mezcla de queso mezclándolo todo bien. Vertemos sobre la masa (a la cual le habremos retirado el papel de aluminio).
  • Cortamos los tres higos en cuartos y ponemos por encima para decorar.
  • Horneamos durante 30 minutos. Pasado este tiempo desmoldamos y dejamos enfriar, la ponemos en la nevera y mejor si es de un día para otro.
¡Que aproveche!
                Angi

Tartaletas de melocotón y pistachos


Los melocotones me recuerdan también a verano, sobre todo a los campamentos a los que he ido en agosto durante más de media vida, era la fruta del campamento.... Además con pistachos hacen una mezcla perfecta para una merienda estival. En esta ocasión nos la comimos después de la carrera popular, por tanto fue bien merecida.

INGREDIENTES (4 - 6 personas)
- 1 lámina de hojaldre (en este caso es comprada)
- 2 ó 3 melocotones 
- 45gr. de pistachos pelados y no salados
- 1 cucharada de azúcar morena
- 1 cucharada de mermelada de albaricoque
- 1 cucharadita de agua caliente
ELABORACIÓN
- Precalentamos el horno a 240º
- Cortamos la lámina de hojaldre por la mitad y colocamos las mitades sobre una bandeja de horno forrado con papel de horno. Con la ayuda de un cuchillo marcamos en cada mitad un borde de aproximadamente 1cm. de ancho - esto ayudará a que suba el borde. Con un tenedor pinchamos la superficie de dentro del cuadro.
- Picamos los pistachos para que queden gruesos, separamos la mitad y reservamos. La otra mitad la picamos muy fina.
- Espolvoreamos la masa con la mitad del azúcar y los pistachos molidos.
- Pelamos los melocotones, los cortamos a gajos y los colocamos encima. Ponemos por encima el resto de los pistachos y el azúcar.
- Horneamos durante 15 minutos hasta que la masa haya subido y esté doradita.
- En un vaso mezclamos la mermelada con el agua y pintamos por encima los melocotones. Volvemos a hornear unos 2 minutos.

                Angi